segunda-feira, outubro 17, 2011

Sole en São Gabriel

Hace, precisamente, un año y seis días, yo escribía sobre mi fanatismo y sobre el 10/10/10 vivido en Arequito (tierra santa). En mis palabras, expresé mi profundo agradecimiento a Sole Pastorutti por darme tantas alegrías y por transmitirme tanta vida. Siempre al final de un recital es igual, me siento la mayor fans del mundo, y pienso que este fanatismo jamás va a terminar. De hecho, hoy, más que nunca, tengo la prueba. 
Digamos que por varias cuestiones, mi fanatismo sufre variaciones, pero siempre está ahí "firme e forte" como decimos. Con tan sólo saber de la venida de Sole a mi ciudad ya me programé para hacer de este día algo inolvidable. Nos juntamos, hicimos, remeras, bandera, y les compramos algunos regalitos, para obligarnos a encontrarla y entregárselos. 
Nuestro día comenzó temprano con los preparativos para el asadito del Fans-Club acá en mi casa. Precisamente al mediodía, nos llama una amiga y nos dice: "Mirá, me dijeron que Sole prueba sonido a las 12:30". Dejamos todo lo que hacíamos, nos metemos en el auto y fuímos en busca de algo. Esperamos, esperamos, esperamos, nos echaron y volvimos a casa para comer algo. Rapidito, ya nos llegó la información de que Sole llegaría recién a la ciudad (eso ya era como 4 de la tarde). Volvimos al hotel. Encontramos algunos otros fans brasileros (gente buenísima) y esperamos, esperamos, esperamos. Por vuelta de 7 de la tarde, llega el micro de ella y entra por el otro lado del hotel. Como ya habíamos hecho amistad con algunos huespedes, conseguimos entrar y esperar que pasara al menos a saludar. Esperamos un poco y vino Nati, paró y se sacó una foto con nosotros. Luego Sole, muy cansada y aún así  paró para darnos un "Hola". Fue entonces que le entregamos los regalitos. De parte del fans club, le dimos muchos chocolates y vino artesanales  acá de la ciudad; de mi parte, por su cumple, le di uma medallita de "Nossa Senhora Aparecida", patrona de Brasil y que tiene su día justo el 12/10. Nos pidió disculpas porque estaba muy cansada y se fue.
Tomamos el rumbo del local del show (el estadio es vecino del hotel, así que perfecto), nos sentamos y esperamos. El show, como pudieron ver, perfecto. Lo disfruté muchísimo. Por ser la Sole, por ser mi ciudad, pero principalmente porque pude compartir este momento com mis grandes amigos y mi familia (sí, incluso mi mamá y mi abuela). O sea, mi gente la pudo ver y sentir todo lo que un día yo intenté decirles con muchas palabras.
Cuando sonaba Brindis, me retiré y fui a hablar con mi primo (a quien debo mucho) que es músico y logró que me dejaran pasar al backstage. Después de esperar un poco, conseguí entrar y hablar con ella. Estaba como siempre muy amable, simpática y dispuesta. Le agradecí por decir la palabrita en portugués y conversamos sobre los regalitos (me confesó que ya había comido un chocolate jaja), sobre brasileros que les escriben por twitter,etc. Fue cuando me nombró la TRADUCTORA OFICIAL DEL TWITTER (sí, con eso me compró por toda la vida) jajajaja Es una grosa. Conversamos, conversamos, saqué una foto, me firmó el "Vivo en Arequito" y tuve que salir para que entraran otras personas. En serio, sólo quién siente algo así podrá entender lo que digo. Sole es única y no puede ser más ídola.
Hoy por la mañana, yo me desperté de un lindo sueño, (literalmente soñé con esto) y dije que si se cumpliera prometería soñar otras cosas. Sí, este es más un sueño mío realizado por la Sole Pastorutti. Y sí pienso en soñar otras cosas, pero siempre estaré siguiéndola, como sea y donde sea, porque sueños así son siempre nuevos y jamás serán olvidados.

Gracias, Sole Pastorutti! El mayor regalo que me diste es haber podido disfrutar de un show tuyo con mi gente. Y vamos por más!!!

Um comentário:

monjicarito disse...

Mi querida amiga, Muito Obrigada! por compartir tus vivencias con La Sole, ella realmente es única, anoche pude disfrutar del lindo show y respeto que tuvo la gente hacia ella, por ahí las ví a ustedes! Conmparto tu felicidad, sobre todo porque muchas personas no entienden porque seguimos a La Sole.
Un abrazo inmenso, y siempre espero que nos mantengamos unidas en esta amistad que solo La Sole puede provocar en nosotr@s....
Saludos desde Chile